Entradas

Perro adoptado

Perro adoptado

Muchas personas desean tener a una mascota en su casa, pero piensan que es mejor comprar que adoptar porque tienen la idea de que estos perros fueron llevados por problemas de conducta. Esto no es verdad. Muchos animales que están en perreras o protectoras tienen un comportamiento impecable y buenos hábitos. Si la razón de que el animal fue llevado por un problema de comportamiento, podría haber sido un problema con el comportamiento del dueño anterior. Para el animal es muy importante que su dueño tenga tiempo, paciencia y consistencia; si el propietario le falto esto, el comportamiento del animal sufrirá.

Otras personas creen que no se puede entrenar ni educar a un perro adulto. Esto es falso. Los animales más viejos pueden aprender fácilmente los malos hábitos o las buenas costumbres, este trabajo le corresponde al dueño que le enseñe. Si decide llevarse a un perro adoptado debe entrenarlo con paciencia, afecto y firmeza tranquila. La consistencia es muy importante. Asegúrese de que usted y todos los miembros de la familia, utilizan las mismas reglas.  Si algunas personas permiten que el perro este en el sofá, pero otros no lo hacen, nuestro perro va a comenzar su nueva vida muy confundido.

Cómo alimentar a un perro adoptado

Dependiendo de la condición física de su nueva mascota, la nutrición es muy importante. Algunos pueden haber tenido muy mala nutrición en su casa anterior o haber estado abandonado y no poder alimentarse bien. Pregunte a la perrera o a la protectora que pienso le ponen y podría seguir alimentando durante una semana o más y luego ir incrementado el nuevo pienso poco a poco, hasta que obtenga la nueva dieta.

Cuando le administre la comida en su plato téngalo 30 minutos para que se lo coma, trascurridos ese tiempo retírelo para que no se aburra de la comida, a la próxima toma estará ansioso por comerla. Debe tener en cuenta darle un buen pienso que le aporte las vitaminas y minerales necesarias para su perro, no le aconsejamos que compre el pienso en supermercados pues no tiene los nutrientes necesarios.

Sea flexible con su perro adoptado

Sea consistente y flexible. Suena como una contradicción, pero no lo es. Es una experiencia de aprendizaje. Vas a aprender mejores formas de hacer las cosas y descartas las viejas. Si algo no funciona, está bien cambiar las reglas a veces.

No todas las técnicas de entrenamientos funciona para todos los perro. Por ejemplo, hay diferentes maneras de enseñar a un perro a tumbarse, si un método no funciona, pruebe con otro.

Escuche lo que su perro adoptado le está diciendo.

Aprenda el lenguaje corporal de su perro. Averiguar cuáles son sus hábitos, intereses y temores. Si su perro le dice que no puede hacer algo, o tiene miedo de algo, escúchelo. No le obligue a situaciones que hacen que esté incómodo.

Si decide  adoptar a un perro, estará salvándole la vida y dándole una segunda oportunidad. Esa experiencia será tan gratificante que no se arrepentirá. El ver esos ojitos todos los días como le agradece tener un hogar calentito y mucho amor hará que estéis muy unidos. Eso vale la pena vivirlo. El te lo dará gratis solo esperará de ti mimos y caricias.

Pienso recomendado

profine-adult-chicken-15-kg-profi130000Pienso profine

La educación de nuestro perro

la educacion de nuestro perro

Cuando en nuestra vida va a entrar un miembro nuevo a la familia, es muy importante la educación. Siempre tiene que haber un líder en la familia así el perro  le tendrá respeto y confianza. Pero como  líder del perro, también debe educarlo para ayudarle a desarrollar buenos modales en casa y un buen comportamiento. De ahí que la educación de nuestro perro sea tan importante.

Es esencial que todos los miembros de la familia sigan las mismas reglas. Enseñe a su perro buenos modales desde el principio. Durante los primeros días, podría estar con él todo el tiempo que le sea posible de esa manera, usted sabrá inmediatamente si su perro tiene que hacer sus necesidades y sacarlo a la calle. Y si tiene un comportamiento inapropiado, podrás corregirlo inmediatamente.

En la educación de nuestro perro, es muy importante alabarlo y no castigarlo. Esto es clave para el entrenamiento y nos lleva al refuerzo positivo. El refuerzo positivo consiste en dar a su perro algo que disfruta inmediatamente después de que se involucra en una conducta deseada, o después de que deja un comportamiento no deseado. El “algo” puede ser la alabanza, o un premio delicioso su juguete favorito, la atención positiva, una sesión de juego, cualquier cosa que el perro percibe como una recompensa.

El tiempo es vital. La recompensa debe seguir inmediatamente el comportamiento bueno de nuestro perro, podrá relacionarlo “buen comportamiento, buen resultado”. Es importante en la educación de nuestro perro que le demos la recompensa en el momento oportuno por ejemplo  “si le dices a tu perro que se siente, y se sienta, recompénsalo en ese momento, no después de que se levante su trasero del suelo.” Los perros no entienden los efectos a largo plazo pero aprenden rápido. Usted debe elogiar o recompensar a su perro dentro de 2 segundos de un comportamiento deseado para reforzar ese comportamiento. Si espera demasiado tiempo, no va a asociar la recompensa con la acción que le pedirá que realice. Siempre recompense comportamientos deseados y nunca recompense los comportamientos no deseados. Elogie a su perro cada vez que él o ella consiguen algo bien. Su perro depende de usted para enseñarle qué comportamientos son aceptables e inaceptables en el mundo humano.

Pienso recomendado

profine-snack-chicken-80-grs-profi100081

profine snack